Caminante no hay camino, se hace camino al andar. : TERRA CASTELLAE

martes, 17 de julio de 2007

Caminante no hay camino, se hace camino al andar.

En política, o por lo menos en la española, la famosa frase "aquí quien no llora no mama" está desgraciadamente harto comprobada.

Me refiero a Guadalajara, me refiero a los políticos, me refiero a los ciudadanos.

11 muertos, una devastación y una gestión vergonzosa, rozando lo criminal, no han sido suficientes para movilizar a la ciudadanía castellana, no han sido suficientes para poner a un pueblo en pie frente al olvido y el maltrato, para solidarizarse con el paisano, nada, no ha servido para NADA.

No hace mucho hubo otro desastre en Galicia, un buque petrolero encayó y se hundió, vertiendo toda su carga en las costas gallegas, la gestión no fué nada del otro mundo, pero se mandó hasta al ejército para limpiar las costas, se inundó Galicia de billetes(el famoso Plan Galicia) y se movilizó a la clase política y a otros solidarios del resto del estado. Una marea de solidaridad y recursos sacudió Galicia.

En esa catástrofe no murió ni una sola persona, y el tan tarareado impacto medioambiental no pasará de los 10 años, a cambio, un dineral.

Bueno, pués a eso iba, ni mas ni menos que con Guadalajara, 11 muertos y una tierra carbonizada que tardará, en el mejor de los casos, 20 años en ser reforestada, los políticos ahí siguen, y el dinero también¡, es decir, sin moverse. No ha habido marea solidaria alguna y ni mucho menos una lluvia de euros, vamos, es que ni tan siquiera un mísero goteo, y esto amigos, ES LA HISTORIA DE CASTILLA DESDE VILLALAR HASTA NUESTROS DIAS, que se puede resumir en una sola palabra: OSTRACISMO.

Y esto me lleva la final de mi argumentación, que ha diferenciado el Prestige de Guadalajara?, que ha pasado para que las actuaciones hayan sido diametralmente opuestas?.

Pués la respuesta es bien sencilla, y se encuentra en la cabecera de este artículo, y es que hay verdades que duelen como puños y los castellanos seguimos sin querer darnos cuenta.

La única diferencia que ha habido entre un desastre y el otro ha sido la movilización popular, mientras en Santiago y en Madrid se montaban macromanifestaciones, con lo de Guadalajara la cosa no pasaba de un par de minimanifestaciones de unos pocos concienciados, un par de artículos, algún reportaje minimalista y sesgado, y poco mas.

Y en estas seguimos, "vivan las caenas¡¡" que grtiaban nuestros paisanos, frase rotunda y redonda sobre como llevamos actuando los castellanos desde hace siglos.

Castellanos, no hay Castilla, se hace Castilla al andar, y parecemos parapléjicos.



Leka Diaz de Vivar

11 comentarios:

madroño dijo...

Creo que si que existen diferencias entre la tragedia de Guadalajara ya la del Prestige, a nivel humano fue mucho más grave la de Guadalajara. A nivel medioambiental, la gallega fue de mucha mayor magnitud.

Lo más triste, aparte de las muertes claro está, es nuestra falta de concienciación y dejadez . Los gallegos se volcaron con su tierra, con independencia de ser de costa o de interior, en cambio, los castellanos creemos que el incendio afecta sólo a aquella remota comarca de Guadalajara. Además nuestro estimados gobiernos de la CAM y CLM se enzarzaron en una ridicula disputa sobre la ayuda. Así nos va, tenemos lo que nos merecemos. O cambiamos o desaparecemos, no tenemos más alternativas.

Rui dijo...

Madroño, a nivel medioambiental, la de Galicia tuvo efectos devastadores y que afectaron a una superficie enorme. Pero el de Guadalajara dejó arrasados más de 12.000 hectareas de un bosque protegido que no es que tarde 20 años en recuperarse sino que tardará unos 200 en tener un tamaño similar.

Iba a poner unas reseñas que aparecían hoy en el periódico de Que! pero visto que ya habéis hecho el comentario me abstendré. En cualquier caso es espeluznante leer la transcripción de las llamadas que realizó al 112 el superviviente del reten de bomberos. Hubo mucha incompetencia y numerosos errores.

Fran O. Campillo dijo...

Con todo el cariño, no creo que sea bueno hacer competiciones sobre las tragedias.
El Prestige nos demostró -una vez más- la debilidad del actual sistema de transporte de crudos. Vimos que nuestros mares padecen una presión insufrible. Y que nuestros políticos son maestros en el arte de escurrir el bulto.
En Guadalajara se produjo otra tragedia, en este caso agravada por la pérdida de vidas humanas. Ha tenido algún efecto colateral pernicioso, como el de criminalizar a quienes disfrutamos de unas buenas chuletas a la brasa, independiente de las medidas de precaución que tomemos. Una pregunta inocente ¿Ha servido la prohibición de hacer barbacoas para disminuir los incendios forestales?
Y comparto la opinión de madroño: en Castilla somos incapaces de defender lo nuestro. Así nos luce el pelo.

Leka Diaz de Vivar dijo...

El Prestige afectó a una zona mayor, pero ten en cuenta que el mar se regenera muchísimo mas rápido que la tierra, y mas si hablamos de Castilla la Nueva, donde las lluvias no es que nos sobren.

De todas formas veo que captas el fondo dle artículo, no es sobre el Incendio de Guadalajara, para eso mi compañero escribió el anterior artículo al mio, yo solo he cogido ese ejemplo para demostrar, otra vez, las diferencias a nivel ciudadano entre unas tierras y otras de España.

Y como bien dices el problema es uno, CONCIENCIACIÓN.

wulfric dijo...

lo primero felicitar a leka por este articulo tan bueno.por tora parte es muy buena la comparacion por que yo siempre digo que si compraras algo lo compares todo y aqui esta contrastado en impacto medioambiental, las perdias materiales y humanas,etc
yo pienso que fue peor lo de guadalajara porque aora mismo en galicia te podras encontrar alugn resto de la tragedia pero alli los habitantes tienen que vivir con ese paisaje desolador y que entristece mucho, mas siendo el lugar donde vives.

un saludo

Rui dijo...

Fran, tienes razón, no es bueno el hacer competiciones acerca de temas tan trágicos. Pero creo que el tratamiento de ambos temas, la atención de los medios, y las medidas que se han tomado en los dos casos, son muy pero que muy desiguales.

Wulfric, además de la tristeza que puede producir el ver tu tierra desolada, es las perdidas humanas y económicas para la zona que ha tenido el incendio.

Javier Plaza dijo...

Lamentablemente, se ha enfocado el tema desde el enfrentamiento PP-PSOE. Ambos partidos han ido a defender sus intereses electorales y a sacar baza de la tragedia. Mientras, la zona sigue abandonada.

Este es el sino de Castilla desde Villalar...nos dan palos por todas partes, y somos incapaces de protestar como han hecho en otros sitios. La presión que hicieron los del "Nunca mais" fue espectacular...¿sería eso posible en Castilla?¿os imaginais un "Nunca Más" castellano haciendo una gran manifestación? Estamos todavía a años luz, lamentablemente.

Por cierto, un artículo excelente.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Por estas tierras nos pueden hacer de todo...

Rui dijo...

No sé si os acordaréis pero el año del Prestige, para recordar y apoyar a los gallegos y a la zona que se había visto afectada, las campanadas de fin de año en telecinco se realizaron con barquitos en el puerto, que se iban encendiendo con cada campanada.

Que conste que me parece muy bien y que todas las iniciativas para ayudar con estos temas me parece fantástica, pero ¿Porqué aquí no llega ni la ayuda para la recuperación de la zona?

Leka Diaz de Vivar dijo...

Gracias Wulfric, uno hace lo que puede.

Muy de acuerdo con todos, no es que nos parezca mal la ola de solidaridad con Galicia, no es que nos moleste el Plan Galicia, por no producir ni tan siquiera nos produce vergüenza que los castellanos fuésemos de los mas solidarios en esa tragedia, no, eso no es lo que nos abruma y avergüenza.

El problema es, como en tantos otros aspectos, la ASIMETRÍA, lo que nos avergüenza es que nuestro pueblo ande sedado y no reaccione ni con un chute de adrenalina de 11 muertos y millares de hectareas arrasadas, eso es lo que nos molesta, el abandono político, el privilegismo, siempre a nuestra costa, eso es lo que es escandaloso.

Nos pareció perfecto lo de Galicia, solo pedimos que se nos trate de igual modo,para variar digo, es mucho pedir?.

Pablo Iglesias dijo...

Sencillo... en Galicia tenemos a sus habitantes, llenos de rabia al ver las costas de "Su Galicia" llenas de fuel. Los primeros voluntarios en movilizarse: los propios Gallegos.

En cambio, en Castilla cuando se quema "el bosque" (ya ni siquiera hay conciencia de "nuestro bosque"), las gentes se contentan pensando que ya vendrá la Junta y arreglará el entuerto. Y si no es así, aquí no ha sucedido nada, que siempre han ardido los pinares.

Es tan simple como que a la mayoría de los Castellanos les importa un bledo su propia región. Si a eso le sumamos que al Gobiernos Regionale le importa aun menos, los resultados son los que se han podido comprobar.

Salud y libertad.